Martes 22.05.2018

LUCENA: Arcángel Bedmar, Antonio Cruz y José Luis Sánchez son investidos como nuevos cronistas de la ciudad

El Salón de Plenos acoge la ceremonia del nombramiento oficial en la apertura de actos del 400 aniversario de la concesión del Título de Ciudad.

Los nuevos cronistas junto al alcalde y la edil de Protocolo del consistorio lucentino.
Los nuevos cronistas junto al alcalde y la edil de Protocolo del consistorio lucentino.
LUCENA: Arcángel Bedmar, Antonio Cruz y José Luis Sánchez son investidos como nuevos cronistas de la ciudad

Arcángel Bedmar González, Antonio Cruz Casado y José Luis Sánchez Arjona protagonizaron anoche el acto de recepción oficial de los nuevos cronistas oficiales durante una ceremonia institucional de presentación al pueblo, cargada de simbolismo, con la que la Corporación municipal quiso saludar el nombramiento de los tres investigadores y estudiosos de la historia local.

En el marco del 400 aniversario de la concesión por Felipe III a Lucena del Título de Ciudad, los tres cronistas tomaron su “nueva responsabilidad” en un salón de plenos repleto de familiares y amigos. “Se hace necesario compartir esta cita con la ciudadanía –sostuvo el alcalde, Juan Pérez, durante su intervención– con quienes han crecido con Lucena y lo han hecho con pasión y corazón; precisamente el que ponen nuestros cronistas en cada detalle, en cada trabajo, en cada encargo”.

La toma de posesión de los cronistas de la ciudad, recibidos por su homólogo Luis Fernando Palma Robles, supuso anoche la continuación de la aprobación del nombramiento en Pleno municipal hace varios meses. Entonces, a Arcángel Bedmar, profesor de  Historia en el IES Juan de Aréjula, se le reconocía su sus importantes estudios sobre el periodo histórico comprendido entre el II República y el final de la dictadura franquista, no sólo en Lucena, sino en diversos pueblos de la comarca. Del literato y ex profesor del IES Marqués de Comares, Antonio Cruz, el plenario destacaba su figura internacional en el campo de la historia y crítica literaria, mientras que a Sánchez Arjona se le reconocían como mérito su conocimiento sobre la historia lucentina en general, y especialmente sobre la historia aracelitana y de las cofradías locales.

Tras la entrega del diploma acreditativo como cronistas de la ciudad, Juan Pérez se dirigió a los nuevos cronistas convencido de que este título “será un aliciente en vuestra labor para seguir rescatando y difundiendo nuestro pasado” en una “ciudad de formas barrocas y fondo ilustrado” con “la certeza de que servirá para definir, para escrutar el presente y afrontar el futuro con orgullo y ilusión”.

En su turno de palabra, los tres investigadores agradecieron las muestras de cariño simbolizadas en el nombramiento como cronistas. Para Arcángel Bedmar, “ser cronista lleva aparejados unos deberes en la defensa del patrimonio histórico, el patrimonio documental y las costumbres, la idiosincracia, de un pueblo, por lo que trataremos -dijo- de cumplir con este deber”. Este compromiso también lo adquirió Antonio Cruz ante una “ciudad a la que llegué hace 40 años y desde el primer momento me encantó, desde el ámbito de la investigación con cuestiones relativas al folclore”. Como sus compañeros de nombramiento, José Luis Sánchez recogió el guante de seguir investigando sobre la historia de Lucena donde “se hunden las raíces de mi familia”.

Con estos nuevos nombramientos, Lucena pasa a ostentar un cuerpo de seis cronistas formado por Joaquín Alfredro Abras Santiago, Luis Fernando Palma Robles y Francisco López Salamanca, además de los tres protagonistas del acto de anoche.