miércoles 21.10.2020

El ayuntamiento mantiene las restricciones aprobadas el pasado viernes para Lucena y Jauja y las endurece en Las Navas, que suma 10 positivos en los últimos días

El alcalde de Lucena, Juan Pérez, junto a los portavoces municipales
El alcalde de Lucena, Juan Pérez, junto a los portavoces municipales
El ayuntamiento mantiene las restricciones aprobadas el pasado viernes para Lucena y Jauja y las endurece en Las Navas, que suma 10 positivos en los últimos días

La Junta de Portavoces del Ayuntamiento de Lucena ha apelado hoy a "razones de prudencia" para mantener activas las medidas de control frente a la expansión del COVID-19 implantadas las semana pasada, estableciendo la prórroga de las mismas hasta el próximo 23 de octubre. 

Los portavoces han valorado positivamente la evolución de los contagios en nuestra ciudad que ha seguido bajando paulatinamente desde los 298 casos por cada 100.000 habitantes que registraba la localidad el 9 de octubre pasado hasta los 225 de hoy, pese a lo cual consideran conveniente dar continuidad a las restricciones impuestas la pasada semana tanto en el casco urbano como en la pedanía de Jauja. 

Entre esas medidas destacan la limitación al 75 por ciento del número de mesas en terrazas y la distancia de seguridad de dos metros entre cada mesa o grupo de sillas; el cierre de parques y jardines entre la 1 y las 7 de la mañana; la apertura de salas deportivas cubiertas y actividades grupales del Servicio Municipal de Deportes, incluida la piscina, con un tercio de su aforo; o la autorización de apertura de los mercadillos, aunque al cincuenta por ciento del número de puestos y aforo.

MÁS RESTRICCIONES EN LAS NAVAS

La única excepción, como adelantábamos esta mañana, será el núcleo de Las Navas del Selpillar, donde se endurecen las medidas tras detectarse en los últimos días diez contagios.

Así, en Las Navas se vuelve en la practica a las acciones adoptadas hace dos semanas en Lucena, con el cierre de todos los parques, plazas y jardines públicos, entre las 23:00 horas y las 7:00 horas del día siguiente; la reducción al 50% del número de mesas y sillas autorizadas para los distintos establecimientos de la barriada; la suspensión del mercadillo; la clausura de todos los espacios culturales, patrimoniales, turísticos, así como el edificio consistorial, en el que sólo se atenderán a los vecinos y vecinas que lo demanden previa cita concertada o la suspensión de todas las actividades deportivas, así como encuentros y actividades culturales, turísticos, juveniles, formativos, medioambientales, artística, … organizadas o coordinadas por las distintas Delegaciones Municipales.

Para el conjunto de la población se reitera desde el ayuntamiento la necesidad de ser estrictos en cuanto al cumplimiento de las recomendaciones higiénico-sanitarias dictadas por las autoridades competentes, con especial énfasis en la distancia de seguridad interpersonal, lavado frecuente de manos y uso obligatorio de mascarillas,  así como evitar arrojar elementos presuntamente contaminados -pañuelos, pipas, … - a la vía pública, evitar aglomeraciones, así como reducir en la medida de lo posible el número de personas con las que se interacciona a diario y creando, por consiguiente, grupos de convivencia reducidos y específicos que eviten otros contactos. 

Comentarios